92 años comprometidos con el bienestar de los niños.

92añosBannerInterno

En junio festejamos 92 años de entrega, amor, dedicación y alegría para nuestros niños. Son 92 años de labor ininterrumpida prestando servicios de salud integrales a la población pediátrica del suroccidente del país, pero sobre todo devolviendo la sonrisa al futuro de nuestro país, los niños.
Desde nuestros inicios hasta la fecha, hemos logrado grandes avances no solo en tecnología e investigación, sino también en infraestructura, nivel de complejidad y talento humano más capacitado y experimentado. Hoy nos consolidamos como el centro pediátrico más importante del suroccidente del país y el lugar en donde se sana con amor, respeto y comprensión a los niños. Actualmente contamos con 37 diferentes especialidades pediátricas, servicio de urgencias e imágenes diagnósticas 24 horas, laboratorio clínico, 4 salas de hospitalización, Unidad de Cuidados Intensivos pediátrica, programa de seguridad del paciente, comité de infecciones, comité de ética en investigación médica, alianzas con diferentes universidades e institutos educativos para contribuir a la formación de nuevos profesionales de la salud y muchos otros servicios que nos convierten en una institución con credibilidad, fortaleza e importancia en la región.
Todo nuestro avance y evolución se ha visto reflejado gracias al trabajo en equipo y la solidaridad con la que cada uno de nuestros colaboradores ha desempeñado sus labores, sumado a la confianza que nuestros padres de familia y acudientes han depositado en nosotros cuando nos eligen como el lugar para sanar a sus hijos. Gracias a los niños es que podemos seguir con nuestra labor día a día y nos transformamos constantemente para está a la vanguardia con los cambios tecnológicos, de calidad e infraestructura necesarios para garantizarle un bienestar a nuestros usuarios. Hoy contamos con personal muy calificado y humano, que realiza de la mejor manera sus tareas en pro del mejoramiento de la salud de los niños.
Le agradecemos a toda la comunidad por elegirnos siempre y dejar en nuestras manos lo más valioso, la vida de sus hijos.

Trabajamos a diario por conservar viva la sonrisa de nuestros niños y lo continuaremos haciendo por muchos años más.