Lo que debemos saber sobre la Fiebre Chikungunya

¿Qué es Chikungunya?

Chikungunya es un virus transmitido por los mosquitos a los humanos y a su vez los humanos lo transmiten al mosquito, generando una enfermedad que se se conoce como “fiebre chikungunya”, “artrítis epidémica chikungunya” o simplemente “chikungunya”. Fué descrita originalmente a principios de 1950 luego de un brote en una aldea en la meseta de Makonde, entre Tanzania y Mozambique. La palabra “chikungunya” en el lenguaje Makonde traduce “enfermedad del caminante doblado”, entre otras definiciones. Estos nombres se refieren a la condición artrítica que causa una posición redoblada en ciertos pacientes.

¿Cuáles son los síntomas?

Los Síntomas incluyen desde fiebre, escalofríos, dolor de cabeza, salpullido, hasta fuertes dolores en las articulaciones (coyunturas) con o sin inflamación. Este último es característico de la enfermedad afectando mas frecuentemente las muñecas con un intenso dolor y los tobillos.

Los síntomas aparecen de 2 a 12 días después de la picada de un mosquito. Los síntomas iniciales son parecidos a los de la influenza: fuertes dolores de cabeza, escalofríos, falta de sueño, fiebre, dolor en las articulaciones, naúsea y vómitos, además de presentar un salpullido similar al sonrojo en la cara y pecho y expandirse a todo el cuerpo. Los niños pueden sufrir de hemorragias leves. El dolor en las articulaciones puede durar por muchos meses, o hasta años después de que los otros síntomas desaparezcan. Casi todos los pacientes se recobran de la enfermedad.

¿Cómo lo puedo adquirir?

El ciclo de transmisión es de mosquito a humano y de vuelta al mosquito. La transmisión ocurre cuando un mosquito infectado pica a una persona. Las principales especies de mosquitos que transmiten el virus son Aedes aegypti (Fotografía 1) y Aedes albopictus (Fotografía 2). Estos mosquitos depositan sus huevos justo encima del nivel del agua en recipientes que mantienen agua. Cuando el nivel sube, los huevos se desarrollan hasta volverse mosquito adulto que vuela en busca de sangre. Solo las hembras se alimentan de sangre por lo cual son las que transmiten las enfermedades.

Fotografía 1: Aedes Aegypti

Fotografía 1: Aedes Aegypti

Fotografía 2: Aedes albopictus

Fotografía 2: Aedes albopictus

¿Cómo se hace el diagnóstico?

Principalmente observando los síntomas característicos: fiebre, salpullido, y dolor en las articulaciones. La fiebre chikungunya se puede confudir facilmente con dengue (otra enfermedad transmitida por mosquitos), así que el diagnóstico definitivo requiere pruebas de laboratorio. El virus puede ser detectado en la sangre durante las primeras 48 horas de la enfermedad y a veces hasta después de cuatro días en algunos pacientes.

¿Existe algún tratamiento? 

No existe algún tratamiento, cura o vacuna específica contra la enfermedad. La fiebre y dolores pueden ser tratados con medicinas tradicionales como los anelgésicos pero no se debe usar aspirina ya que esta aumenta el riesgo de hemorragias.

La terapia de apoyo con descanso es recomendada principalmente para lidiar con el agudo dolor en las articulaciones, utilizando movimientos y ejercicios ligeros para mejorar la rigidez en el cuerpo. Los ejercicios deben ser especiales, ya que ejercicios fuertes tienden a empeorar los síntomas.

Esta infección con el virus no se repite. La fiebre y el calor ambiental hacen que el cuerpo pierda agua debido al sudor y respiración, por lo que se deben tomar líquidos en abundancia. En adultos, se recomienda beber Entre 2 y 3 litros por día y en los niños continuamente, a voluntad. Se debe tomar agua natutal, agua de coco, sopas, jugos de frutas, suero de rehidratación oral (SRO) y de esta manera evitar la deshidratación que podría llevar a complicaciones.

La fiebre Chikungunya se autocura por que evoluciona hacia la mejoría, sin embargo en enero del 2006 se reportó un alto número de muertes relacionadas directa o indirectamente con el virus en la isla Reunión en el Océano Indico, especialmente en personas mayores de los 75 años.

¿Dónde ocurre?

Puede ocurrir en cualquier parte del mundo, pero en las regiones que se ha presentado con mas frecuencia es en India, Africa, y en el sureste de Asia. Entre marzo 2005 y abril 2006, ocurrieron unos 225,000 casos en la isla Reunión, registrando una muerte por cada 1,000 casos. Esta fué la mayor epidemia de chikungunya en la historia. La epidemia se propagó por el Océano Indico y llegó a la India, de donde se reportaron miles de casos.

Desde 2006 hasta el 2011 se identificaron 117 casos en viajeros de Estados Unidos. Todo tipo de viajes aumentan el riesgo de brotes de la enfermedad en cualquier sitio donde existan los mosquitos capaces de transmitir el virus, pero casi nunca produce muerte pero si dolores articulares que se pueden prolongar por un tiempo.

¿Cómo se puede prevenir? 

Prevención de infecciones a mosquitos. Cualquier persona que sufra de Chikungunya, debe prevenir contacto con más mosquitos para no infectar a más insectos y propagar la enfermedad. Esto se puede lograr usando repelentes contra mosquitos, pero lo más apropiado es mantenerse bajo techo o bajo toldilos durante los primeros 4 a 6 días de la infección, cuando el virus circula en la sangre.

La disminución de los mosquitos vectores. Ae. aegypti y Ae. albopictus depositan sus huevos en recipientes que mantienen agua incluyendo desde cubos y llantas desechadas, hasta pequeños sitios como las tapas de botellas. Ae. albopictus en particular puede utilizar gran variedad de recipientes naturales y artificiales para desarrollarse. La mejor manera de evitar que se propagen estos mosquitos es eliminando estos recipientes.
Los siguientes tips ayudan a evitar en la medida posible contraer la enfermedad:

1. Quitar del jardín de las casas todos los recipientes que puedan acumular agua incluyendo las botellas, latas, macetas con platos, llantas, equipos de jardinería materas floreros y otros objetos similares. Así mismo, en donde habitualmente pueden estar susceptibles tanques de agua o fuentes como parques, escuelas, colegios, lugares de trabajo.

2. Limpiar los baños de aves y los platos de mascotas varias veces por semana y cubrir los recipientes usados para recoger agua como barriles.

3. Lavar cada ocho días tanques y albercas que almacenen agua de uso doméstico. Debe aplicarse cloro con una esponja en las paredes de los tanques y albercas por encima del nivel del agua, dejar actuar por 15 minutos, y posteriormente restregar con cepillo de cerda dura para desprender los huevos del mosquito.

4. Mantener el patio libre de objetos que puedan almacenar agua y hacer una buena disposición de llantas, chatarra, limpieza de canales de agua lluvia, charcos, depósitos de agua limpia, entre otros.

5. Recoger basuras y residuos sólidos en predios y lotes baldíos, asi como mantener los patios limpios.

6. Organizar, conjunto a sus vecinos, un programa de vigilancia en su vecindario y patrocinar días de limpieza de recipientes. Participar en jornadas comunitarias de recolección de inservibles y uso de mallas para prevenir entrada de los mosquitos.

¿Qué cuidados deben tener las personas?

Cada persona debe evitar las picaduras de los mosquitos que se producen sobre todo durante el día. Para ello, es recomendable:

Usar ropa que cubra la máxima superficie posible de piel.

Aplicar repelentes de mosquitos en la piel expuesta y en la ropa, siguiendo sus instrucciones de uso.

Utilizar mosquiteros o toldillos para proteger a los niños, ancianos y enfermos o cualquier otra persona que repose durante el día.

Todos estamos expuestos a esta enfermedad y jugamos un papel importante para poder evitarla, así que ayudemos a nuestra comunidad siguiendo las instrucciones y de alguna manera evitar que se propague en nuestro vecindario, ciudad y en nuestro país. Colaboremos todos.